fbpx
impermeabilización y protección de suelos de parqué

Impermeabilización y protección de suelos de parqué

Los suelos de parqué o parquet son una opción popular en muchos hogares, quizás la más empleada en las nuevas construcciones hoy en día. Están hechos de madera y uno de los principales problemas que tienen es que pueden dañarse fácilmente.

Para proteger estos pisos, lo más conveniente es asegurarse de que el suelo esté impermeabilizado y protegido de los elementos. Hay muchas formas diferentes de hacerlo, pero la resina de poliuretano es una de las opciones más comunes.

Proceso para proteger un suelo de parqué

El primer paso en este proceso es identificar el tipo de madera que está utilizando. Hay muchos tipos de madera, por lo que debe investigar antes de comenzar a trabajar con resina.

Una vez identificada la madera elegiremos la resina de poliuretano más adecuada para ella, para lo que puede ser útil acudir a un especialista en estos productos o acudir a una tienda de bricolaje y construcción. Después ya podremos usar una primera imprimación de poliuretano para preparar la superficie para la aplicación. La imprimación también ayuda a sellar los poros de la madera, lo que evita que la humedad se filtre y cause daños.

Una vez seca esta primera imprimación, se procede con varias capas más de producto, idealmente dos o tres, antes de aplicar el acabado.

El último paso es precisamente el del acabado. Podremos elegir un acabado satinado, de alto brillo o plano. Cada tipo de material requiere diferentes tipos de acabados, así que investiga y obtén el producto adecuado para ello.

Mantenimiento de los suelos de madera

Una vez terminado el tratamiento protector del suelo, habrá que realizar algunas tareas periódicas que aseguren la buena conservación del mismo. Si no se tiene en cuenta esto, la capa protectora de poliuretano irá poco a poco desapareciendo con el tiempo, lo que afectará tarde o temprano a la integridad del suelo.

Algunos consejos para mantener adecuadamente un suelo de madera laminada son:

1. Limpiar los derrames de agua con un paño seco o una toalla y no dejarlas secar por si solas.

2. Utilizar una mopa suave para eliminar restos de suciedad y polvo sin arañar el suelo.

3. Para limpiar una pequeña mancha, usar una aspiradora con un accesorio de cepillo pequeño.

5. Para las marcas de rozaduras, intentar usar un detergente suave y agua tibia. Si se emplean jabones, habrá que asegurarse de que son aptos para madera y con ph neutro.

Ventajas de los suelos de parqué

Los suelos de parquet son una excelente alternativa a otras opciones de solería debido a su durabilidad y facilidad de mantenimiento.

La principal ventaja de los suelos de parqué es que son fáciles de limpiar. Solo necesita barrer o aspirar el suelo de vez en cuando, lo que los hace ideales para hogares con niños y mascotas.

Con los suelos de parquet, también es posible evitar el riesgo de daño por humedad del agua o la humedad que se filtra a través del subsuelo del piso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.